Ir al contenido principal

Pasarela Rosa AVON 2013: María Luisa Ortiz y Trista.

Anoche se realizó la pasarela rosa AVON que, por sexto año, rinde un homenaje a la vida de la mano de diseñadores de moda. Para esta ocasión, los elegidos fueron Maria Luisa Ortiz y José Alfredo (Josa) Silva y Giovanni Estrada, de la marca mexicana Trista, dos conceptos completamente distintos pero ambos muy bien pensados y logrados. La música del Trío Bandido + un contrabajo y la magia del restaurado Teatro Faenza se prestaron para que el evento, que apoya la lucha contra el cáncer de seno, saliera a pedir de boca. ¡Moda con sentido social!

María Luisa presentó "Amistad Rosa", una colección que celebra la vida y el color, la elegancia, romanticismo clásico y sofisticación propias de la mujer María Luisa Ortiz, la nostalgia por el pasado, la solidaridad y por supuesto los lazos amistad, si no cómo logra alguien poner a desfilar juntas en una pasarela a Maria Cecilia Botero, Marcela Carvajal, Cristina Umaña, Alexandra Santos, Andreína Solórzano, Marcela Mar, Karen Martínez, Indira Serrano y muchas otras que ahora se me escapan pero cuando llegue a las fotos recordaré y seguramente olvidaré agregarlas aquí ;p Dicen por ahí que es mejor tener amigos que plata y yo de eso no tengo duda :). La fuerza del rojo predominaba en la paleta, seguida por negros, blancos y rosas; el tafetán, crepé, chiffón, organza y lentejuelas fueron los materiales encargados de dar vida a los 20 looks que donó Maria Luisa a la causa, todos ellos pensados en clave cocktail para celebrar y cargados del ADN de Maria Luisa: el amor por el oficio. Resumo la colección en dos palabras y mucha emotividad: divas atemporales.






Trista presentó "La visión fantástica del territorio perdido", toda una historia que me hizo caer rendida a los pies de estos "neo-crafters" -como los denominó Carolina Agudelo en el conversatorio en que pude conocer más de la marca y sus procesos (y mejor no se pueden describir)-. En pasarela, looks monocromáticos en negro y oliva y bicolor en blanco y negro, en general una paleta neutra con siluetas descomplicadas e informales tejidas en fibras naturales y con bordados y teñidos a mano. Y aquí tengo que detenerme porque el proceso de teñido es absolutamente encantador; usan pigmentos naturales de tonos propios de la botánica mexicana (folclor sin caer en el cliché), toda una experiencia! La sensación orgánica de las fibras rústicas y los deshilados, en contraste con el diseño experimental (porque la exploración es evidente) y el toque de los wedge sneakers de Nike fueron decisivos en mi profundo enamoramiento. Una colección rica en formas, texturas, materiales y sentido.







El dinero que se recoja por la venta de los vestidos donados, será destinado a la Fundación Ámese (Apoyo a Mujeres con Enfermedades de Seno) y a la Fundación Avon para promover actividades sobre detección temprana del cáncer. Termino este post recordándoles que hay que hacerse el autoexamen!!! Para las que aún no sepan cómo hacerlo, al final de este post viejito lo explico y hasta les recomiendo banda sonora ;)

Fotos de Cámara Lúcida.

Comentarios

Entradas populares de este blog

New York y Andy Warhol in MY CALVINS: From A to B and Back Again.

Continuando con la segunda parte de mi viaje warholiano, el evento principal: la apertura de la retrospectiva “Andy Warhol—From A to B and Back Again Warhol” en el Museo Whitney de Arte Americano, patrocinada por Calvin Klein. No solo es la primera restrospectiva de Warhol realizada por una institución de los Estados Unidos desde 1989, también es la más completa, exhibiendo más de 350 obras (entre préstamos de colecciones públicas y privadas de todo el mundo), muchas de ellas juntas por primera vez, siendo también la más grande exhibición en espacio dedicada a un solo artista presentada en el Whitney (Downtown). La exhibición reúne todos los aspectos, técnicas, y períodos de una carrera de 40 años, curada por la autoridad Warhol Donna De Salvo. Y no podría seguir sin hablarles de Donna De Salvo porque #hablemosdeellas y es una mujer de trayectoria impresionante en otra industria (dissapointed but not surprised) dominada por hombres. ( Pausa feminista ) Donna es la Directora D

MODA, AISLAMIENTO Y LA FALACIA DEL “PARA UNA MISMA”.

Hizo falta una pandemia para que yo volviera a escribir sobre moda. Honestamente, pensé que nunca más iba a volver a hacerlo, al menos no en este espacio, pero aquí estoy, después de casi un año de haberlo dejado y dado este capítulo por cerrado, en gran parte porque soy piscis y no cierro nada. Y supongo también que, como con cualquier vicio, reincidir es parte del proceso de abandonar. Si bien hace más de un año dejé de trabajar en esta industria, más de una década viviendo en ella y de ella no se desprenden fácilmente, no del todo. Esos 12 o 13 años, ya ni sé, dejaron secuela en mi vida, en mi armario, en mi biblioteca, en mi hoja de vida, en mi trasegar, en la bio del libro que debía haber salido a finales de abril pero aún no se desconfina y, por supuesto, en mi persona.  Cuando comenzó todo era imposible no notar y comentar los cambios, los primeros, los evidentes y como siempre, la moda fue una de las primeras expresiones culturales en dar cuenta del momento histórico que empezá

Revoluciones en el armario: los jeans 501® y la mujer.

Este año, para la celebración del aniversario del 501®, Levi's® -una marca con la que tengo mucha historia-, me invitó a acompañarla a 3 ciudades (Cali, Medellín y Bogotá) a conversar sobre la evolución de los pantalones en el armario femenino, una construcción simbólica que trasciende la moda y atraviesa la política, la clase y, por supuesto, la desigualdad de género. Me gustó tanto el ejercicio que quiero compartirles acá el resultado (ultra resumido) de esa mirada histórica al impacto de los jeans 501® en la cultura y en la mujer durante los últimos 146 años. Como ya deben saber, el 501® fue en efecto el primer jean de la historia y este 20 de mayo cumple 146 años de haber sido creado pero -como suele pasar- el mismo objeto tardó un poco más en llegar al alcance de las mujeres... 61 años para ser exactas (cumplen 85 este año). Sin embargo -ni bobas que fuéramos-, las mujeres comenzamos a apropiarnos de esa prenda del armario masculino mucho antes de que nos lo quisiera