Ir al contenido principal

Hasta que la igualdad sea costumbre.

Hoy estuve en mi primer desfile de Orgullo Gay y quisiera poder transmitirles la energía que se sintió, la buena vibra, la sensación de comunidad y el significado real de ese "orgullo", que lejos de denotar alardes o presunciones, encierra un amor y respeto propio, resultado de una lucha de casi 50 años que todavía no termina. Pero el propósito de la marcha no es exhibir ese orgullo porque sí, sino hacer un llamado a la tolerancia a la igualdad y a la reivindicación social, a través de esa presencia consciente, dejándose ver y escuchar UNIDOS, en una sola voz, sin avergonzarse de su sexualidad o preferencias de género porque no tienen motivos para hacerlo.


Sé que me quedaré corta, así que tendrán que vivirlo alguna vez y de verdad los invito a hacerlo, porque si no somos parte de la solución, somos parte del problema, pero aún así les comparto algunas imágenes y datos, que espero sumen al post anterior en el que abordamos con un poquito más de información el tema de la revolución genderless para seguir avanzando con ella y siendo catalizadores, porque creo firmemente, como ya lo hemos dicho antes, que el futuro viene sin género y eso pondrá fin a montones de problemas, desigualdades, injusticias, etc ;)

Comienzo entonces por contarles qué me motivó a ir a esta, la vigésimo primera marcha de Orgullo Gay en Bogotá: por supuesto, el cariño que siento por todos mis amigos miembros de esta comunidad que continúa siendo discriminada por los sectores y mentes más obsoletas de la sociedad (la iglesia y los políticos que quieren gobernar con Biblia en mano). Marché porque el amor libre no puede ser un privilegio de algunos, porque desde hace poco estoy empezando a entender mejor que el mundo se mueve en sistemas de privilegios y el género que es un constructo social, así como la orientación sexual y la identidad de género no deberían determinar el valor, el respeto y los derechos que merece alguien. Como dijo Ru Paul: "we are all born naked and the rest is drag".

Según los medios, fuimos más de 55.000 personas las que salimos ayer a las calles para conmemorar, recordar y reivindicar  a la comunidad LGBTI. Marché junto al colectivo hombres diversos y entendí algunas de las dificultades que enfrentan tratando de transitar por nuevas masculinidades, marché junto a personas que simplemente son lo que quieren ser y se visten acorde a ello, hubo espacio hasta para el Poliamor! Fue una experiencia increíble, marchar junto a ellos es un aprendizaje que no te dan en la clase de Revolución de género porque.... MOMENTO! Todavía no hay clases que aborden el universo completo de los géneros o la ausencia del género en la agenda académica? Por eso hay que marchar y difundir todos los mensajes de la marcha, marchar, como decían ayer muchos de los marchantes, "hasta que la igualdad sea costumbre". Gracias a todos los que me adoptaron ayer ;)

































Comentarios

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario!

Entradas populares de este blog

Consultorio de estilo: ¿cómo combinar un pantalón mostaza?

Hoy comienzo una nueva sección en el blog: las lectoras preguntan y, por supuesto, yo intento responder ;). Tenía ganas de hacerlo hace rato pero el tiempo estaba escaso... Este mes creo que ya los eventos y los viajes por fin paran un poco, y las empresas con las que trabajo bajan el ritmo también, así que tengo nuevamente algo de tiempo!!! Pues bien, volviendo a nuestra nueva sección (porque es de ustedes y mía), ya varias lectoras y lectores (me siento como Maduro diciendo eso) me han escrito pidiendo algunos consejos puntuales de moda y styling. Algunos son demasiado específicos y no creo que funcionen para un post genérico, pero hay varios, como el de hoy, que creo les pueden servir a muchas (y muchos #Madurostyle).

MODA, AISLAMIENTO Y LA FALACIA DEL “PARA UNA MISMA”.

Hizo falta una pandemia para que yo volviera a escribir sobre moda. Honestamente, pensé que nunca más iba a volver a hacerlo, al menos no en este espacio, pero aquí estoy, después de casi un año de haberlo dejado y dado este capítulo por cerrado, en gran parte porque soy piscis y no cierro nada. Y supongo también que, como con cualquier vicio, reincidir es parte del proceso de abandonar. Si bien hace más de un año dejé de trabajar en esta industria, más de una década viviendo en ella y de ella no se desprenden fácilmente, no del todo. Esos 12 o 13 años, ya ni sé, dejaron secuela en mi vida, en mi armario, en mi biblioteca, en mi hoja de vida, en mi trasegar, en la bio del libro que debía haber salido a finales de abril pero aún no se desconfina y, por supuesto, en mi persona.  Cuando comenzó todo era imposible no notar y comentar los cambios, los primeros, los evidentes y como siempre, la moda fue una de las primeras expresiones culturales en dar cuenta del momento histórico que empezá

New York y Andy Warhol in MY CALVINS: From A to B and Back Again.

Continuando con la segunda parte de mi viaje warholiano, el evento principal: la apertura de la retrospectiva “Andy Warhol—From A to B and Back Again Warhol” en el Museo Whitney de Arte Americano, patrocinada por Calvin Klein. No solo es la primera restrospectiva de Warhol realizada por una institución de los Estados Unidos desde 1989, también es la más completa, exhibiendo más de 350 obras (entre préstamos de colecciones públicas y privadas de todo el mundo), muchas de ellas juntas por primera vez, siendo también la más grande exhibición en espacio dedicada a un solo artista presentada en el Whitney (Downtown). La exhibición reúne todos los aspectos, técnicas, y períodos de una carrera de 40 años, curada por la autoridad Warhol Donna De Salvo. Y no podría seguir sin hablarles de Donna De Salvo porque #hablemosdeellas y es una mujer de trayectoria impresionante en otra industria (dissapointed but not surprised) dominada por hombres. ( Pausa feminista ) Donna es la Directora D